COMPRAS IMPULSIVAS – JUSTIFICACIÓN ANTE ALGO QUE NO ES BUENO

Pocos confesarán haberlo hecho ellos mismos: sólo el 12 por ciento de los usuarios de las redes sociales admiten publicar publicaciones para parecer más exitosos. Además, el 51 por ciento dice que las redes sociales promueven estilos de vida poco realista

0
1422

Una de las variables que favorecen la compra impulsiva es la tecnología, acompañada de los efectos audiovisuales, realizados mediante campañas publicitarias, lo cual ha permitido la compra a través de los medios televisivos y el Internet. Esto expande las oportunidades en las que el consumidor realiza una compra impulsiva, aumentando la accesibilidad a los productos y servicios y la facilidad para comprarlos. Es evidente la influencia que ha experimentado la tecnología en el incremento de la compra impulsiva; sin embargo, no es el único factor involucrado, ya que diversos estudios han demostrado que el estado de ánimo y los estados afectivos de las personas ejercen una gran influencia en la compra impulsiva.

«este tipo de comportamiento se encuentra una mayor arousal (excitación), hay menos deliberación y mayores conductas de compra irresistible en comparación al comportamiento de compra planeada. Las personas que se caracterizan por tener niveles altos de impulsividad en la compra, generalmente suelen tener un pensamiento poco reflexivo, se sienten atraídas emocionalmente por el objeto y por una gratificación inmediata. Además, estas personas suelen prestar poca atención a las consecuencias negativas derivadas de sus actos impulsivos

Hoch y Loewenstein (1991)

Al respecto, mostramos un fragmento de la encuesta publica por Bankrate Publicado el 18 de septiembre de 2023, que muestra datos con conclusiones que nos lleva a reflexionar sobre nuestras responsabilidad como comunicadores.

Casi la mitad de los estadounidenses ha realizado una compra impulsiva después de ver un producto en las redes sociales.

Si alguna vez compró almacenamiento en el refrigerador después de ver a alguien llenar el suyo con bocadillos en TikTok, o si alguna vez compró accesorios de juegos costosos después de ver a alguien hablar maravillas de ellos en Reddit, no está solo.

Casi la mitad (48 por ciento) de los usuarios de redes sociales dicen que han comprado impulsivamente un producto que vieron en las redes sociales, y el 68 por ciento de esos compradores dicen que luego se arrepintieron de al menos una de sus compras.

Fuente: Encuesta Bankrate, del 16 al 23 de agosto de 2023
Nota: Es posible que los porcentajes no sumen el 100 por ciento debido al redondeo.

Específicamente durante el año pasado, el 39 por ciento de los usuarios de redes sociales dicen que compraron impulsivamente un producto que vieron en las redes sociales, y el 57 por ciento de esas personas dicen que se arrepienten de al menos una de sus compras.

Gastar impulsivamente no es necesariamente negativo, pero si se da cuenta de que ha estado gastando más de lo que le gustaría, o si está descuidando el ahorro en favor del gasto discrecional, el analista senior de la industria de Bankrate, Ted Rossman, recomienda tomar un respiro antes de su próximo impulso. compra. Considere la regla de las 24 horas, que implica alejarse de ese artículo en su carrito durante 24 horas antes de comprarlo. Aún puedes comprarlo al día siguiente, pero ese tiempo extra te permite reconsiderar si realmente quieres el artículo o no.

«Para cantidades mayores, es posible que incluso desees esperar una semana o más», dice Rossman. “Asegúrese de involucrar también a su cónyuge en la discusión (si tiene uno). Descubrimos que el gasto secreto es el ejemplo más común de infidelidad financiera”.

La necesidad de gastar impulsivamente está afectando a las generaciones más jóvenes más que a las mayores: los miembros de la Generación Z (de 18 a 26 años) y los millennials (de 27 a 42 años) son más propensos a comprar algo impulsivamente después de verlo en las redes sociales:

Generación de usuarios de redes sociales.Porcentaje que dice haber comprado impulsivamente un producto que vio en las redes sociales durante el último añoPorcentaje que ahora dice arrepentirse de al menos una de esas compras impulsivas
Generación Z (edades 18-26)60%58%
Millennials (edades 27-42)61%55%
Generación X (edades 43-58)42%56%
Baby boomers (edades 59-77)34%62%
Fuente: Encuesta Bankrate, 16-20 de agosto de 2023

Aunque los baby boomers (entre 59 y 77 años) fueron la generación con menos probabilidades de comprar un producto que vieron en las redes sociales durante el último año, fueron los más propensos (62 por ciento) a arrepentirse de una de esas compras.

Los estadounidenses gastan una media de 754 dólares al año comprando impulsivamente productos que ven en las redes sociales

Las compras impulsivas pueden acumularse rápidamente. Durante los últimos 12 meses, los estadounidenses que compraron impulsivamente artículos que vieron en las redes sociales gastaron un promedio de 754 dólares. Alrededor de una cuarta parte (26 por ciento) de los compradores impulsivos gastaron al menos $500:

Fuente: Encuesta Bankrate, 16 al 23 de agosto de 2023

Los hombres y los adultos más jóvenes tienden a gastar mucho más en compras impulsivas debido a las redes sociales. Los compradores impulsivos masculinos gastaron un promedio de $999 en sus compras durante el último año, casi el doble que las mujeres, que gastaron un promedio de $518.

Los compradores impulsivos de las redes sociales millennials gastaron la mayor cantidad de cualquier generación, alrededor del doble en promedio que los de la Generación X o los baby boomers. Además, los compradores impulsivos de las redes sociales de la Generación Z eran los más propensos a gastar más de $500 en productos vistos en las redes sociales, más del doble de probabilidades que los baby boomers, que eran los menos propensos a gastar esa cantidad:

Generación de usuarios de redes sociales que realizaron una compra impulsiva*Monto promedio gastado en compras impulsivas inspiradas en las redes sociales*Porcentaje que gastó impulsivamente $500 o más en productos que vieron en las redes sociales*
Generación Z (edades 18-26)$84430%
Millennials (edades 27-42)$1,01633%
Generación X (edades 43-58)$52222%
Baby boomers (edades 59-77)$41813%
Fuente: Encuesta Bankrate, del 16 al 20 de agosto de 2023
*Durante el año pasado

1 de cada 5 usuarios tiene una opinión negativa sobre sus finanzas debido a las redes sociales

Cuando muchos influencers hacen alarde de coches caros, artículos de lujo y escapadas internacionales, los usuarios de las redes sociales dicen que, en comparación, se sienten mal con sus propias finanzas.

Uno de cada cinco (20 por ciento) usuarios se sintió negativo acerca de sus propias finanzas después de ver publicaciones en las redes sociales. Además, el 9 por ciento dice que las redes sociales tienen un efecto negativo en la forma en que administran su dinero:

https://e.infogram.com/d7638bef-5b5f-42c1-a6ba-2104e485afb1?parent_url=https%3A%2F%2Fwww.bankrate.com%2Fpersonal-finance%2Fsocial-media-survey%2F&src=embed#async_embed

Fuente: Encuesta Bankrate, 16 al 23 de agosto de 2023

Aunque los usuarios de las redes sociales se sienten mal con sus propias finanzas en comparación con lo que ven en línea, la mayoría dice que cree que otros usuarios no muestran una descripción precisa de la vida cotidiana.

Más de uno de cada dos (57 por ciento) usuarios cree que las personas a veces publican en las redes sociales para parecer más exitosas. Sin embargo, pocos confesarán haberlo hecho ellos mismos: sólo el 12 por ciento de los usuarios de las redes sociales admiten publicar publicaciones para parecer más exitosos. Además, el 51 por ciento dice que las redes sociales promueven estilos de vida poco realistas.

Las generaciones más jóvenes admiten haber tergiversado la verdad en las redes sociales más que las generaciones mayores: la Generación Z y los millennials tienen aproximadamente tres veces más probabilidades que la Generación X y más de 10 veces más probabilidades que los baby boomers de admitir que publican en las redes sociales para parecer más exitosos:

  • Generación Z (de 18 a 26 años): 21 por ciento
  • Millennials (de 27 a 42 años): 22 por ciento
  • Generación X (entre 43 y 58 años): 7 por ciento
  • Baby boomers (entre 59 y 77 años): 2 por ciento

En una brecha generacional aún más amplia, los miembros de la Generación Z y los millennials tienen aproximadamente cuatro veces más probabilidades que los miembros de la Generación X y aproximadamente dieciséis veces más que los baby boomers de decir que las redes sociales tienen un efecto negativo en la forma en que administran su dinero:

  • Generación Z (de 18 a 26 años): 17 por ciento
  • Millennials (de 27 a 42 años): 16 por ciento
  • Generación X (entre 43 y 58 años): 4 por ciento
  • Baby boomers (entre 59 y 77 años): 1 por ciento

Podemos señalar que las compras impulsivas hasta cierto punto pueden ser justificadas; sin embargo, nosotros los consumidores no siempre decidimos atendiendo nuestras propias intenciones. Esto quiere decir que no actuamos al cien por ciento bajo criterios racionales, lo cual nos permite actuar de forma poco predecible y basada en acciones que no son realmente de nuestro interés, aunque pueda que esta acción no nos brinde beneficio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here